¿¿sabías De Que Tipos De Árboles Nace La Bellota??

Sin embargo, la recogida de bellotas, dada la amplia distribución geográfica de sus especies productoras, es abundante en todo el territorio peninsular. La bellota se convierte en el principal sustento del puerco durante los meses de la montanera, desde noviembre hasta marzo, coincidiendo con la caída del fruto de los árboles. La bellota que produce este árbol es una bellota de color verde que pasa a colour marrón en su momento de madurez. Este árbol fue considerado en la antigüedad como sagrado al representar la firmeza y la fuerza. A esto contribuye que la encina contiene taninos, sustancia que se utiliza como astringente y para esterilizar heridas cuando se ha machacado junto a hojas y bellotas.

Hay que destacar un punto importante y es que a diferencia de otras frutas que se pueden recolectar de los bosques, las bellotas no tienen por qué ser consumidas al instante. Esperamos que mientras comiences tu proceso de recolección de bellotas, no vayas a caer en el típico error de recolectar un montón de estas frutas y que al comerlas, sean amargas. También se puede encontrar en diferentes puntos de la península ibérica, como en Galicia o en las sierras de Madrid. Las encinas, alcornoques, coscojas, quejigos, rebollos y robles producen, durante el otoño y principios de invierno, una ingente cosecha de bellotas. Estos grandes frutos constituyen un recurso basic para la fauna silvestre, pero el hombre también ha sabido aprovecharse de ellos, tanto para la alimentación de los animales domésticos como para la suya propia. Esto se debe a que la cúpula y el estigma contienen una gran cantidad de taninos, que son irritantes para el tracto digestivo y por lo tanto, evitan esa parte de la bellota.

Los Árboles De La Dehesa I La Encina Quercus Ilex

Nuestra recomendación es que si pretendes hacer esto, lo hagas a mediados de septiembre y principios de noviembre. Ya se sabe que la maduración de estos frutos ocurre entre octubre y noviembre, pero tan solo tienes alrededor de 2 meses para recolectarlas. Las bellotas son unos de los frutos comestibles que terminan de madurar en otoño, cuando las temperaturas empiezan a bajar y el calor propio del verano deja paso al fresco que tanto se agradece en los meses de septiembre a noviembre.

como se llama el arbol de las bellotas

¿Hay alguna manera de saber si las que nos queremos llevar a casa están realmente buenas? Antes de responder a estas preguntas, es importante saber de dónde provienen las bellotas, ya que suele haber mucha confusión al respecto. Es en esta época, cuando los amantes de las plantas tenemos que preparar nuestro jardín para que el invierno pase sin dañarlo, cuando podemos aprovechar una tarde a dar un paseo por el bosque y recoger algunos de estos deliciosos frutos. Todas las bellotas tienen tres partes diferenciadas, que son la cúpula, el estigma y la nuez. La parte de la nuez, que es la que contiene la semilla, es la parte de la que se alimenta el cerdo. De hoja perenne de colour verde penetrante en la parte superior y grisácea en la parte inferior.

Joselito: Comprometido Por Cuidar De Las Encinas

En la documentación de los pueblos de los siglos XVIII y XIX se aprecia que una parte importante del presupuesto municipal deriva del alquiler de la dehesa “para el suelo y el vuelo”, es decir, para las bellotas que caen al suelo y para las que se pueden varear. Según ha explicado Pereira a Efe, desde la Edad de Oro, periodo del que habla el poeta griego Hesíodo en el que el hombre vivía en un estado ideal o utopía, aparece el fruto de la encina vinculado a su utilización como alimento humano. La corteza por su parte, cuenta con gran cantidad de taninos, por lo que es muy apreciada en las tenerías para curtir el cuero . El envés de las hojas de las encinas está recubierto de unos pelillos grisáceos que se desprenden al frotarlos y por los que se pueden distinguir fácilmente las encinas jóvenes de las coscojas , cuyas hojas carecen de ese vello y son de un verde vivo en el envés. Las hojas de las encinas son muy duras y evitan la excesiva transpiración de la planta, lo que le permite vivir en lugares secos y con gran exposición al sol, como la ribera mediterránea.

Destaca su brillo uniforme y presenta un “sombrerillo” característico formado por unas apretadas y densas brácteas (de inconfundible estructura cónica que recubren aproximadamente un tercio de su tamaño). En Tu Jamón Directo, te invitamos a conocer su sabor con nuestros jamones y embutidos ibéricos de bellota. También de las familias de las fagáceas y con gran presencia en el centro y sur de la península también nos regala bellota aunque ésta vez se produce de los meses de septiembre a enero. Conmúnemente a las bellotas de este árbo se las conoce como las migueleñas que sirven para alimentar a los cerdos ibéricos.

La Bellota Y El Cerdo

Y es que bien puedes hacer una recolección directamente de la planta o hacerlo desde el suelo, en vista que las bellotas se desprenden fácilmente. En distintas áreas de la península Ibérica, y según los factores ecológicos dominantes, se producen en mayor o menor cantidad frutos de diferentes especies leñosas. En el norte peninsular ha destacado históricamente la recolección y consumo de avellanas, hayucos, castañas y manzanas. Por el contrario, en el área mediterránea se han aprovechado con más asiduidad piñones, aceitunas, vid e higos.

La corteza, por su parte, cuenta con gran cantidad de taninos, por lo que es muy apreciada en las tenerías de curtir el cuero. Recientemente, algunos audaces bodegueros –siempre inquietos a sabores y larguras en boca por aquello de los taninos– y la industria de la tonelería estudian las posibilidades organolépticas que confiere el añejamiento del vino en barricas de encina. Las hojas de las encinas presentan gran dureza para evitar la excesiva transpiración de la planta, lo que le permite pervivir en lugares muy secos, de climas estrictos con pronunciado contraste estacional entre día y noche, y con gran exposición al astro rey. Ya sabemos que junto con sus hermanos del género Quercus la encina es el faro indispensable de la dehesa, el tótem que fija la actividad agropecuaria y que hay que preservar como una leyenda sagrada. Hay que rendirle culto porque sin lugar a género de dudas, es el árbol de España.

Y no solo es un alimento para el cerdo, ya que el ser humano puede alimentarse de este fruto de varios tipos de árboles. Un producto amargo, de cáscara dura, que puede recordar a las castañas, otro de los frutos que pueblan nuestras dehesas y que engordan a nuestros animales. Son aquellas que permiten el seguimiento y análisis del comportamiento de los usuarios de la página web para la elaboración de perfiles de navegación, con el fin de introducir mejoras en función del análisis de los datos de uso que se haga sobre la net. Con el andar de los siglos, y desde el punto de vista económico, la dehesa se convirtió en un modelo de explotación agropecuaria del cerdo ibérico o de aprovechamiento para el ganado. La primera se caracteriza por unas hojas grandes y parecidas a las hojas del laurel, crece en ambientes húmedos (en España, en la cornisa cantábrica y Cataluña, fundamentalmente) y es conocida como “la encina de bellotas amargas”. Así pues, la razón de que esta planta sea tan importante a nivel ecológico, es que es un fruto cuya semilla resulta muy fácil de germinar y crecer.

¿¿sabías De Que Tipos De Árboles Nace La Bellota??

Se trata de otro árbol con una alta longevidad, pudiendo llegar a los 500 años, y que puede llegar a una altura de unos metros. La presencia de estos taninos, como en la encina, hace que sean utilizados para curtir pieles. Actualize su navegador para obtener más seguridad, velocidad y para disfrutar de una mejor experiencia en este sitio.

Otros usos son la producción de madera, por su resistencia y dureza, y para usos medicinales, sobre todo para tratamientos del aparato digestivo y de la piel. Muy típico de las zonas donde predomina el clima mediterráneo, de joya caduca, con casi 20 metros de altura y 600 años de vivencia, también produce bellotas los meses de montanera al igual que el roble. Sus hojas, fruto y madera sirven para alimentar al ganado y proveer de flamable. De todos modos el principal aprovechamiento de la encina es su fruto, las bellotas, manjar único en el mundo y escaso con el que se alimenta durante los meses de montanera a los cerdos ibéricos de bellota. En ella cae la bellota, la piedra angular de la dehesa, el dorado, la ambrosía que magnifica el sabor de las carnes curadas del cerdo ibérico.